El 2.4D es posiblemente cancerígeno: Agencia Internacional de Investigación del Cáncer de la OMS

La Agencia Internacional de Investigación del Cáncer (IARC), órgano dependiente de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 22 de Junio de 2015 emitió su revisión sobre el agrotóxico 2,4-D ácido diclorofenoxiacético clasificándolo como posiblemente cancerígeno para los seres humanos. Para ello, la IARC revisó la literatura científica más reciente y decidió clasificar al 2,4-D como “posiblemente cancerígeno para los seres humanos”, un escalón por debajo de la categoría más definitiva “probablemente cancerígeno”, pero dos pasos por encima de la categoría “probablemente no cancerígeno”.

En junio de 2015, 26 expertos de 13 países se reunieron en Lyon, Francia) para la evaluación de la carcinogenicidad del insecticida gamma-HCH (lindano), el insecticida diclorodifeniltricloroetano (DDT) y el herbicida: 2,4-diclorofenoxiacético ácido (2,4-D).

Para acceder al pdf del informe de IARC haga click aqui: 2,4D cancerígeno (535)

El herbicida 2.4D es el agrotóxico con el cual las empresas de biotecnologia intentan reemplazar al glifosato que pierde potencia en el control de “malezas”y es cuestionado en todo el mundo por sus efectos sobre la salud y el ambiente. Pero en la ultima reunión del Grupo de Trabajo del IARC que evalua posibles cancerigenos el 2.4D fue colocado en la categoria 2B, como posible cancerigeno en humanos.

Grupo de Trabajo de la IARC informó en The Lancet Oncology del 22 de Junio de 2015 su evaluación sobre “Carcinogenicidad del lindane, DDT, y 2,4- acid Dichlorofhenoxiacetico”

Con respecto a 2,4D la IARC expresa que: “Desde su introducción en 1945, el 2,4-D ha sido ampliamente utilizado para el control de malezas en agricultura, silvicultura y entornos urbanos y residenciales. Las exposiciones ocupacionales a 2,4-D pueden ocurrir durante la fabricación y aplicación, mientras que la población general puede estar expuesta a través de los alimentos, el agua, el polvo, el uso residencial, y durante la fumigación. En los seres humanos, gran parte del 2,4-D se elimina sin cambios en la orina”.

“Los riesgos de cáncer asociados con la exposición al 2,4-D han sido evaluados en estudios de casos y controles basados ​​en población y en estudios de cohortes (seguimiento) de trabajadores en la fabricación y aplicación del pesticida. Debido a las posibilidades de confusión, los estudios que implican la exposición a mezclas de herbicidas o herbicidas que contienen dioxina eran considerados como poco informativa sobre la carcinogenicidad del 2,4-D”.

“Ni un análisis de casos y controles anidado de una cohorte internacional de trabajadores que fabrican y aplican herbicidas, ni un estudio cohorte histórica de los trabajadores de fabricación de 2,4-D en los EE.UU. encontró aumentos fuertes o constantes en linfoma no Hodgkin en relación con 2,4D exposición, pero el último estudio dio alguna indicación de mayor riesgo en las más altas categorías de exposición estimada. Estudios de casos y controles de exposición 2,4-D en relación con el linfoma y leucemia reportaron resultados mixtos. El Grupo de Trabajo llevó a cabo un meta-análisis de 11 estudios que no mostraron asociación con linfoma no Hodgkin con cada vez mayor exposición a 2,4-D, aunque los resultados parecen ser sensibles si los estudios se ajustaron para otros pesticidas”.

“El consenso del Grupo de Trabajo fue que no hay pruebas suficientes en humanos para la carcinogenicidad del 2,4-D, aunque una minoría importante considera que existen pruebas en forma limitada”.

“La carcinogenicidad del 2.4D ha sido evaluada en múltiples bioensayos con roedores y en un estudio observacional con mascotas caninas. En ratones hembras la inyección subcutánea del éster de 2.4D aumenta la incidencia de sarcoma de células reticulares. En ratas machos el 2.4D en la dieta induce una positiva tendencia en la incidencia de un raro astrocitoma cerebral”.

“El Grupo de Trabajo de IARC concluyo que existe evidencia limitada en experimentación en animales sobre la carcinogenicidad del 2.4D, limitación generada por dificultades metodológicas, aunque una sustancial minoría de miembros del Grupo de Trabajo juzga que existe suficiente evidencia en este aspecto”.

“El diseño de los estudios provee suficiente evidencia de que el 2.4D induce estrés oxidativo  que puede generarse en humanos y moderada evidencia de que el 2.4D causa inmunosupresión, en función de estudios in vitro y en vivo”.

“Considerando todos los datos científicos relevantes, el Grupo de Trabajo de IARC clasifica al 2.4D como “posible carcinogénico humano” (Grupo 2B)”.

Lindano fue clasificado como Cancerígeno Humano: categoria 1 y DDT fue clasificado como Probable Cancerígeno: categoria 2A.

Como citar este informe:
Loomis Dana, Guyton Kathryn, Grosse Yann, El Ghissasi Fatiha, Bouvard Véronique, Benbrahim-Tallaa Lamia, Guha Neela, Mattock Heidi, Straif Kurt. Carcinogenicidad del lindane, DDT, y 2,4- acid Dichlorofhenoxiacetico . International Agency for Research on Cancer Monograph Working Group, IARC, Lyon, France. 22 June 2015

 

Esta entrada fue publicada en Artículos destacados, Cáncer y plaguicidas, Plaguicidas y Salud. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a El 2.4D es posiblemente cancerígeno: Agencia Internacional de Investigación del Cáncer de la OMS

  1. JOSÉ MIGUEL GALETTO dice:

    ESPERO LLEGUE A v/ GRUPO MI ADHESIÓN A TODA ACTIVIDAD QUE BREGUE POR IMPEDIR LA CONTAMINACIÓN DEL MEDIO AMBIENTE: plaguicidas, agrotóxicos, etc. AL MARGEN DE LAS NECESIDADES DE LOS AGRICULTORES, ESTÁ EN JUEGO EL DETERIORO DE LA SALUD Y HASTA LAS POSIBILIDADES DE CONTRAER ENFERMEDADES TERMINALES. ADELANTE!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *