Planta de Bioetanol enferma a todo un barrio en la ciudad de Córdoba

Impacto en la Salud Colectiva por contaminación de una planta de Bioetanol

Resumen de: Análisis de la Salud Colectiva Ambiental de Barrio Parque San Antonio

En Febrero de 2012 se puso en funcionamiento una planta de producción de BIOETANOL a partir de maíz transgénico en un barrio del sur de la ciudad de Córdoba, a 30 cuadras de la Ciudad Universitaria. Desde entonces los vecinos se presentan muy enfermos, algunos se tuvieron que mudar por recomendación médica. Aca analizamos el estado de salud colectiva de la población y encontramos que durante la noche la concentración de oxigeno en la calles baja a 18,4%.

para ver el análisis completo haga click aqui:Salud ambiental Bº San Antonio, (702)

Autores
Avila Vazquez M1,3, ,Dozzo Gl2 Ruderman L1, Ponce M1,Quattrini G1, Miranda C2, Ronchi S2.
1Red Universitaria de Ambiente y Salud / Médicos de Pueblos Fumigados,
2 Cátedra de Alergia e Inmunología, Facultad de Ciencias Médicas, Universidad Nacional de Córdoba
3 Cátedra de Clínica Pediátrica, Facultad de Ciencias Médicas, Universidad Nacional de Córdoba.

El barrio San Antonio es un barrio localizado en la periferia Sur de la Ciudad de Córdoba, por fuera de la Avenida Circunvalación sobre la Av. Valparaíso, a escasos 3000 metros de la Ciudad Universitaria.  Los vecinos refieren que esta zona es habitada desde hace 50 años aproximadamente.

Croquis de Bº San Antonio del Nomenclador cartográfico

En el margen norte del barrio se instaló la empresa Porta Hnos., colindando con los patios traseros de numerosas viviendas familiares. Esta es una empresa que, cuando se reinstaló, después de que se incendiaran sus estructuras originales en barrio Alberdi de la ciudad de Córdoba, fabricaba licores y fraccionaba alcohol desde el año 1995. En el mes de febrero del año 2012 concluyó una importante ampliación poniendo en funcionamiento una instalación nueva que produce Bioetanol a base de molienda de maíz transgénico1; desde entonces está funcionando una planta de producción de bioetanol dentro de la ciudad de Córdoba, en una zona destinada a viviendas residenciales.

También desde febrero de 2012 los pobladores empiezan a notar un ambiente más denso en olores y a presentar irritaciones oculares, dérmicas y respiratorias; estas fueron aumentando en intensidad e incluso algunos vecinos se tuvieron que alejar del barrio por recomendación de sus médicos.

Relación del barrio y la planta de Porta Hnos. Manzanas estudiadas numeradas en amarillo

En mayo de 2013 los vecinos se contactan con la Red Universitaria de Ambiente y Salud / Médicos de Pueblos Fumigados (REDUAS) y piden asesoramiento y acompañamiento para asumir el escenario de agresión a la salud ambiental de la población de Bº Parque San Antonio.

La Reduas realiza un estudio y genera un diagnóstico de la situación sanitaria y ambiental después de encuestar al 74% (n416) de los pobladores. Los datos principales son: Conjuntivitis, y demás cuadros irritativos oculares están presentes en el 70,2%(n73) de los hogares, afectando a 34,8%(n145) de los vecinos.
Cefaleas, dolor de cabezas, se informan en el 69,2%(n72) de las casa visitadas, en el 43,26%(n180) de los habitantes del barrio.
Los trastornos respiratorios se encontraron  en el 63%(n66) de los hogares y en el 33,17%(n138) de los habitantes.
Las gastritis, nauseas persistentes, estaban presentes en el 58,6%(n61) de las casas encuestadas y en 26,6%(n111) de los pobladores.
Las lesiones dérmicas  se destacaron en el 51%(n53) de los hogares visitados, generando una tasa de prevalencia de 18,2%(n75). Estos datos generan tasas de prevalencias que superan varias veces a las esperadas para una población sana, tanto de Cordoba y Argentina como de EEUU, Europa u otros países latinoamericanos.

 

 

Total afectados/prevalencia

encontrada

Prevalencias de referencia

Conjuntivitis, ardor ocular

145 vecinos / 34,8%

22 niños/ 22,7%

EEUU: 1,3%

UK: 1,3 a 1,4%

Cefaleas, dolor de cabeza

180 vecinos / 43,26%

36 niños / 37,1%

OMS: 1,7 a 4%

Neumopatías obstructivas

138 vecinos / 33,17%

33 niños / 34%

EEUU: 8,2%

Córdoba: 15%

Gastritis y similar

111 vecinos / 26,6%

23 niños / 23,7%

EEUU: 1 a 2,1%

México: 1,7%

Dermatitis y similar

75 vecinos / 18,2%

17 niños / 17,5%

EEUU: 1 a 3%

 

Tabla con tasas de prevalencias halladas en el barrio y las tasas de referencias nacionales e internacionales

En 51 casas (49,03%) existe al menos una afección. Y 223 habitantes (53,6%) refieren al menos una afección en su salud. En 7 de 12 manzanas encontramos al menos una afección en el 100% de los hogares. Las manzanas nº 3 y nº 5 tienen afectadas con dos patologías al 100% de las casas.

Es probable que alguno o varios de los potenciales contaminantes que emanarían de la planta de bioetanol de Bº San Antonio segun la propia empresa (ver auditoria ambiental de la empresa) expliquen las manifestaciones clínicas que detectamos en la población expuesta del lugar. Los aldehídos acetaldehído y formaldehido son los más tóxicos y principales candidatos a explicar el impacto en la salud; también el acido acético y los alcoholes etílico y metílico tendrían participación en el conjunto de contaminantes que parecen estar actuando sobre el ambiente del barrio. Se evaluaron otras fuentes de contaminación, ninguna tan intensa y que comience a actuar desde la fecha en que se enferman los vecinos, como la planta de bioetanol.

Imagenes de la planta terminada en Febrero de 2012

 

Imagenes de la planta terminada en febrero de 2012

 

 

 

 

 

La Planta genera un ambiente con baja concentración de Oxigeno

Relatan los vecinos dificultades para mantener el sueño, que se despiertan a mitad de la noche y no pueden volver a conciliar el sueño, y a la mañana se encuentran cansados y abatidos como si no hubieran descansado. Estos síntomas son típicos de apunamiento o mal de las alturas, por falta de adaptación a una atmosfera con baja presión parcial de oxigeno. Para corroborar la situación decidimos hacer mediciones de la fracción inspirada de oxigeno (FiO2) en aire ambiental, esta técnica mide el O2 en el aire atmosférico como porcentaje de la mezcla de todos los gases atmosféricos Utilizamos un medidor de O2 disuelto en el aire marca Teledyne MX300 (con un margen de error de 2%: 20,58% a 21,42%), calibrado al 100% con oxigeno medicinal de la Cátedra de Clínica Pediátrica del Hospital de Clínicas y al 21% en los jardines de dicho hospital.

Las mediciones durante el día fueron normales, FiO2 de 21% (concentración normal en toda la superficie del planeta). Pero de noche las mediciones fueron con valores entre 18,5% y 20,2%, tanto en las calles del barrio como en calles del Bº Privado Cañitas en el margen norte de la circunvalación.
Las plantas de bioetanol están cuestionadas en todo el mundo por generar una elevada tasa de emisión de anhídrido carbónico (CO2) que acentúa el calentamiento global y agrava el cambio climático; de hecho esta planta gigantesca, que produce 100.000 litros diarios de bioetanol, declara como su principal emisión gaseosa al CO2 (75.000 kg por día) . Es muy probable que al ser tan elevada la emisión de este contaminante, en algunos momentos, al no generarse una deriva amplia en el ambiente que permita su disolución,  persista por algunas horas suspendido en las capas inferiores del aire atmosférico de los alrededores de la planta, desplazando al 02 del aire bajando su porcentaje normal (21%) a las concentraciones descendidas de O2 (18,5 a 20,2%) que medimos en el barrio aledaño a la factoría de bioetanol. Los vecinos que habitan en el lugar reflejan esta hipoxia con los síntomas típicos de respirar un aire envilecido por concentraciones descendidas de oxigeno.

Conclusión
Nuestro diagnostico confirma en la población del barrio San Antonio daño agudo y sostenido generado por contaminación química ambiental, este impacto se manifiesta desde la puesta en funcionamiento permanente de una gigantesca planta de bioetanol a partir de maíz transgénico, en febrero del año 2012. Más de la mitad de los vecinos refiere uno de cinco grupos de afecciones analizadas y 7 de las 12 manzanas tienen a todos (100%) sus hogares afectados. Paralelamente se descubre disminución de las concentraciones parciales de O2 en el aire de las calles del barrio, en horarios nocturnos, coincidentes con fenómenos de reversión térmica atmosférica; los habitantes del sector reflejan esta hipoxia ambiental con síntomas típicos de apunamiento o mal de las alturas.-

Testimonios de las entrevistas a vecinos seleccionados al azar. Junio 2013
En general la población encuestada habla de su barrio con tristeza en algunos casos y con indignación y nerviosismo en otros. Respetando sus palabras, algunos relatan lo “hermoso que era vivir aquí”, “el aire puro que se respiraba”, “el bosquecito que existía en el lugar de instalación de la fábrica”, todo antes de la instalación de “esto”.
Ante la pregunta “¿qué es esto?” la gente responde “Esto, Porta y sus vapores, Porta y su olor, Porta y su humo irrespirable”. La población encuestada refiere en reiteradas oportunidades tener que “encerrarse en su casa” a partir de las horas de la tarde, con “miedo a los ruidos”, “miedo a la humareda y el vapor”, “nervios por los ruidos que parecen explosiones”, “miedo a que explote la fábrica”, “el olor que te inunda constantemente, te da cansancio mental, te irrita”. Relatan los vecinos que “el barrio es una burbuja” que “desde hace un tiempo los problemas respiratorios e intestinales son más frecuentes, más las náuseas y vómitos desde el 2012”.
Refieren que nadie les preguntó si querían que se instalara la fábrica, que “en Porta no trabajan los vecinos”, “que nadie dice lo que pasa ahí dentro”, que “la fábrica al crecer aumentó la pésima calidad de vida”. El barrio “está mal, con muchos problemas de salud, esto es un desastre”, que “controlan pero no solucionan”. Refieren estar “hartos de los políticos”.
Nos dicen que sus familias y amigos les preguntan “¿cómo pueden vivir con este olor?”. Relatan algunos que la fábrica repercute también en sus decisiones personales, económicas y familiares, pues muchos habitantes se han tenido que mudar, otros dudan en remodelar o ampliar sus hogares, “no puedo hacer planes”. “Bronca por tener que encerrarte en tu casa y perder la libertad en tu casa”, “estamos metidos adentro”, “hay noches que no se puede dormir”, que el olor por la mañana te “emborracha”, todos los días. “los niños no soportan el olor a Porta”, “a la gente que se muda le cambia la vida, “me siento mal en mi casa”, “el olor te lleva en andas”. “Nosotros vinimos hace 30 años, y Porta no estaba”.
Muchos habitantes refieren decaimiento, preocupación, “nerviosismo”, tristeza, “mala calidad de vida, “pésima calidad de vida”, “agitación”, “bronca”, depresión, somnolencia, ansiedad, “bronca”, cansancio, “encierro”.

 

 
Esta entrada fue publicada en Sistemas Productivos. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Planta de Bioetanol enferma a todo un barrio en la ciudad de Córdoba

  1. Pingback: Planta de Bioetanol enferma a todo un barrio en la ciudad de Córdoba | ECOS Córdoba - Ecología Colectiva de las Organizaciones Sociales

  2. adriana sánchez dice:

    Yo vivo al lado del barrio Las Cañitas , en barrio Las Flores II y el olor también llega hasta aca y a otros barrios aledaños: Artigas, Ampliación Artigas, Las Flores I, III y IV.el aire se enrarece y el olor es muy denso. Cuando hay viento, el olor ha llegado hasta la ciudad universitaria.. Seguramente hay otros afectados en estos barrios aledaños que se desconocen y que estaría bueno que se puedan estudiar.

  3. Eliana dice:

    soy vecina del sector,me interesa e tema.Estemos en contacto

  4. liliana dice:

    Muy ilustrativo el articulo ,lastima que la Municipalidad de Cordoba que deberia velar por la salud y bienestar de los habitantes no lo haga .Que se puede esperar, si ella contamina permanentemente el suelo con líquidos cloacales.
    Esa fabrica esta allí desde la gobernacion de Angelos y continuo con la gobernacion de Mestre padre sin ningun control

  5. Dra. Marielos Peña Soriano dice:

    Que crueldad, estan terminando con la vegetación, animales es decir con toda la biodiversidad, y ahora los transgenicos, con el bioetanol eso sin mencionar el maltrato animal, su abuso y todo lo que genera, todo por dinero, pero si nos morimos y no nos llevamos nada, que barbaridad.
    creo que Dios un día dirá ya basta.
    Bye siento impotencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *